Baja California | 11 de Agosto de 2020

El responsable de Atención y Vinculación de la Cespt, Héctor Gutiérrez, dio un reporte en la videoconferencia diaria del gobierno estatal. Foto cortesía Gobierno de BC

Por

Por 

Redacción

Tijuana, 11 de agosto.- Al solicitar a la comunidad que denuncie las fugas de agua y drenaje que detecte en la ciudad, el responsable de Atención y Vinculación de la Comisión Estatal de Servicios Públicos de Tijuana (Cespt), Héctor Gutiérrez, sostuvo que en el organismo hay un rezago de 31 mil quejas o reportes que se acumularon desde el año 2000.

Durante la conferencia diaria que el gobernador Jaime Bonilla Valdez transmite por Facebook, el funcionario respondió a preguntas y cuestionamientos por parte del público hizo referencia a los problemas de falta de agua y escurrimientos residuales en diferentes puntos de la ciudad.

De acuerdo con un comunicado de prensa, Héctor Gutiérrez mencionó que recibieron la administración con faltantes de medidores y actualmente "y que los trabajos que actualmente se realizan como el reemplazamiento de bombas son para que tengan una duración de 30 años como mínimo".

Sobre el problema de derrames de aguas negras argumentó que "esto ha sido en consecuencia al crecimiento desmedido de los fraccionamientos, en donde los desarrolladores no cumplieron con la normativa" y sostuvo que "ya se toman medidas".  

Héctor Gutiérrez señaló como ejemplo la situación que se vive en asentamientos ubicados en las inmediaciones del Bulevar 2000 cuyas aguas residuales van a dar a la presa Abelardo L. Rodríguez y dijo que en este caso se analiza la construcción de una planta de tratamiento de ultrafiltración.  

Según el comunicado, también abordó la falta de agua en Villa del Campo y explicó que en esa zona se rehabilita el acueducto de Valle Redondo, que alimenta a parte de este fraccionamiento, pero advirtió que se supervisarán los negocios del área "para evitar que se estén robando el agua".