Chihuahua | 11 de Enero de 2021

Juárez es el más violento de los 67 municipios de Chihuahua, con alrededor de 5 mil 500 homicidios perpetrados durante la actual administración, la mayoría atribuidos al crimen organizado, según el reporte. Foto La Jornada / archivo

Por

Por 

Rubén Villalpando / La Jornada

Ciudad Juárez, Chih., 11 de enero.- En lo que va de la administración estatal que encabeza el panista Javier Corral Jurado -iniciada en octubre de 2016-, se han documentado 10 mil 42 homicidios, de los cuales 95 por ciento permanecen impunes, según la Fiscalía General (FGE) y el Poder Judicial del Estado. Asimismo, el actual gobierno reconoce que hay casi mil 900 personas desaparecidas y cerca de 250 osamentas localizadas en fosas clandestinas en diversos puntos de la entidad.

La FGE informó que en 2020 se le reportaron 2 mil 715 asesinatos, más de la mitad en Ciudad Juárez. Señaló que entre octubre y diciembre de 2016 registró 486 homicidios, cifra que subió a 2 mil 12 en 2017 y a 2 mil 244 en 2018, mientras en 2019 supo de 2 mil 585 y en 2020 de 2 mil 715. Acotó que alrededor de 10 por ciento de los ultimados fueron mujeres.

Juárez es el más violento de los 67 municipios de Chihuahua, con alrededor de 5 mil 500 homicidios perpetrados durante la actual administración, la mayoría atribuidos al crimen organizado.

En la capital del estado se han registrado mil 800 víctimas de 2016 al 31 de diciembre anterior.

El registro oficial de desaparecidos en la entidad incluye a 3 mil 513 personas, pero organizaciones civiles aseguran que el número es mayor. La unidad de transparencia de la FGE indica que alrededor de 52 por ciento de estas desapariciones han ocurrido en el gobierno de Corral Jurado.

Del 4 de octubre de 2016 al 31 de diciembre de 2020, mil 920 personas –84.3 por ciento de ellas varones– desaparecieron en la entidad y no se les ha hallado; 2020 fue el año con más desaparecidos en 34 municipios chihuahuenses, al registrarse 669 casos (122 de las víctimas son mujeres); Juárez y Chihuahua son las demarcaciones con más casos, al documentarse 254 en la primera y 161 en la segunda.

En municipios serranos como Bocoyna se reportaron el año anterior 24 desapariciones, incluidas 10 de menores de edad. Ninguna de estas personas ha sido hallada.

En 2019 desaparecieron 425 personas, 107 de ellas mujeres; en 2018 la cifra fue de 376, incluidas 37 mujeres; en 2017 sumaron 329, 24 de ellas mujeres; y en 2016 –al inicio de la presente administración estatal– se reportó la ausencia de 55 personas, una de las cuales era del sexo femenino.

Además, durante la gestión de Javier Corral se han localizado en el estado al menos 19 narcofosas. En diciembre de 2016 se encontraron 175 restos óseos correspondientes a unas 15 personas en ranchos de Cuauhtémoc, de acuerdo con la Fiscalía General del Estado.

También en diciembre de 2016 se descubrieron fosas clandestinas en el Valle de Juárez y en el arroyo El Navajo, donde había restos de mujeres asesinadas entre 2011 y 2012.

En junio de 2017 se halló una fosa clandestina con cuatro cuerpos en el municipio de Madera. En junio de 2018 fueron encontrados 13 restos óseos en Guadalupe Distrito Bravos. Ese mismo mes, en la mina Río Tinto, municipio de Urique, se localizaron osamentas de mineros desaparecidos.

En febrero de 2019 se rescataron dos osamentas y tres cuerpos de un venero ubicado en Villa Matamoros, en el sur del estado.

En este contexto, ayer se divulgó que el fin de semana se perpetraron 16 asesinatos, siete en Ciudad Juárez.